¿Cómo debemos de beber la cerveza?

Es bien conocido que México es un país cervecero. En promedio, cada mexicano consume 60 litros de cerveza al año, lo que convierte a esta bebida alcohólica en la más consumida en nuestro país.

Según Guillermo Ysusi, Beer Server de Cerveceros de México, la cerveza siempre debe beberse en vaso. La razón es simple. Al verter la bebida en un vaso, la cerveza comienza a perder gas (dióxido de carbono) y eso es importante por dos razones. La primera: evita la sensación de hinchazón y pesadez que muchas personas suelen relacionar con la cerveza. De esta forma, el gas no queda atrapado en el estómago.

La segunda, e igual de importante, es que al escapar CO2 los aromas contenidos en la cerveza se volatilizan y permiten apreciar mejor sus cualidades organolépticas. Esto no sería posible con la bebida embotellada en la que el gas se libera el a través de una boca pequeña.

Existen un sinfín de vasos y copas diseñados especialmente para beber cerveza. Aunque existen muchos diseños, estos son los principales:

Tarro
Fuerte y resistente, el tarro es básico entre los trastes de casa. Este vaso es ideal para las cervezas más ligeras y con mayor cantidad de gas pues su boca ancha permite su liberación. Además ayuda a preservar por más tiempo la temperatura ideal de la bebida.

Vaso tipo flauta
Por su forma, este vaso permite que las burbujas suban constantemente y que el gas se desprenda fácilmente, lo que ayuda a percibir hasta los aromas más sutiles en una cerveza. Por ello se recomienda usarlo al beber cervezas claras. Como plus, permite apreciar de mejor manera los tonos del líquido.

Vaso tipo Pilsner
Este vaso permite apreciar mejor el color y las tonalidades doradas de la cerveza. Su boca ligeramente más ancha ayuda a la volatilización de los aromas y a conservar la espuma por más tiempo lo que evita la oxidación del líquido. Sus características son parecidas a las de los vasos diseñados para las cervezas de trigo, en especial las alemanas, conocidas como Weizen.

Pinta
Estamos ante el vaso representativo de los bares y pubs ingleses. La pinta es genérica. Su uso no presenta ventajas para apreciar una cerveza, sólo concentra más los olores. El plus radica en que es más fácil de almacenar, razón por la que los taberneros y dueños la prefieren.

Copa
Esta es la mejor opción para beber las cervezas con aromas y sabores más complejos, así como con un mayor porcentaje de alcohol. Su forma concentra los aromas en la boca mediana y, si fuera necesario, puede tomarse con la palma de la mano para calentar un poco el líquido, evaporando parte del contenido alcohólico y permitiendo mayor expresión de aromas.

Fuente: http://www.animalgourmet.com/

Deja un comentario